Resumen del seguimiento de la Meta

Ampliar la cobertura de los programas de Atención Integral a la Primera Infancia

La estrategia 02.1.1 del Plan Estratégico de Educación 2017-2020 se ha impuesto como metas para el cuatrienio atender a 730,000 niños y niñas menores de cinco años con servicios de atención integral de acuerdo a su edad. Para ello propone poner en funcionamiento 211 Centros de Atención Integral a la Primera Infancia (Caipi), habilitar 1,000 Centros de Atención Integral a la Infancia y la Familia (CAFI) y fortalecer 200 Experiencias Existentes de atención a la primera infancia en los territorios priorizados por el Plan Quisqueya Empieza Contigo. Igualmente, “Desarrollar campañas de comunicación y movilización social sobre la importancia de la Atención Integral a la Primera Infancia para generar compromiso en las familias y las comunidades a los fines de ampliar el acceso” o “Implementar el protocolo de transición de los niños y niñas al grado preprimario”.

A lo largo del año 2019 se pusieron en funcionamiento 38 nuevos servicios de atención a la primera infancia: 11 Caipi y 11 CAFI gestionados directamente por el Inaipi y 15 nuevas Experiencias Existentes. Con la puesta en funcionamiento de estos nuevos centros de atención integral, la red del Inaipi está constituida por 119 Caipi, 417 CAFI (376 centros de Gestión directa y 41 en Cogestión) y 105 Experiencias Existentes. La cobertura total con esta red asciende a 195,618 niños y niñas menores de 5 años, 22,588 niños y niñas más que al inicio del año 2019.

Tabla 21. Centros y niños y niñas atendidos en la red de Inaipi

Modalidad

Centros

Niños y niñas atendidos

Abiertos en el año

Total

Centros de Atención Integral a la Primera Infancia

11

70

17,500

Centros de Atención Integral a la Primera Infancia (antiguos Ciani)

 

49*

7,551

Centros de Atención a la Infancia y la Familia (CAFI-Gestión Directa)

11

376

138,368

Centros de Atención a la Infancia y la Familia (CAFI-Cogestión)

 

41

15,088

Experiencias Existentes

15

105

17,111

Total

38

624

195,618

* El Caipi de Moca fue fusionado con el Caipi Las Flores en la provincia Espaillat, por lo que el número actual es de 49.

(Fuente: Elaboración propia a partir de datos estadísticos del Inaipi).


Tabla 22. Niños y niñas de 0 a 4 años atendidos

Servicio

Atendidos

Inaipi (0-4 años)

185,633

EPES

2,742

AEISS

7,736

Centros educativos públicos y privados (2017-2018)

150,931

Total niños y niñas de 0-4 años atendidos

347,041

(Fuente: Elaboración propia a partir de varias fuentes de datos).

 

A estas cifras se añade la cobertura de las 50 estancias infantiles gestionadas por Administradora de Estancias Infantiles Salud Segura, AEISS, que, en diciembre de 2019, fueron 7,736 niñas y niños[1], y los 68 Espacios de Esperanza (EPES) gestionados desde la Vicepresidencia de la República que atienden a 2,742 niñas y niños, según las últimas cifras disponibles. Por otra parte, 150,931 niños y niñas de 0 a 4 años están escolarizados en educación inicial en centros escolares públicos y privados, de acuerdo con el Anuario Estadístico del Minerd del año 2017-2018.

En total, 347,041 niños y niñas atendidos, lo que representa un 36.12 % de cobertura de la población menor de cinco años que, de acuerdo con las proyecciones de la Oficina Nacional de Estadística (ONE), es de 961,511 niños y niñas en el año 2018. Un gran avance respecto a la cobertura existente en el 2012, cuando comenzó a diseñarse la Política de Atención Integral de la Primera Infancia, pero un poco menos de la mitad de la meta de 730,000 niños y niñas menores de cinco años atendidos que el PEE 2017-2020 plantea para el 2020.

En relación con el avance en la construcción de nuevos centros, la Digepep informa que hay 75 Caipi finalizados, 135 en distintos niveles de avance de construcción y que 41 Caipi no se han iniciado todavía.

Tabla 23. Estado de avance en la construcción de los Caipi sorteados

Año

Sorteados

Inaugurados

Iniciados

Sin iniciar

Avance constructivo

<=25%

26%/ 50%

51%/ 75%

76%/ 99%

31/12/2019

251

75

135

41

74

12

31

18

31/12/2018

251

61

147

43

89

20

17

21

Avances 2019

0

14

-12

-2

-15

-8

14

-3

(Fuente: Digepep).

Por otra parte, el Inaipi y la Administradora de Estancias Infantiles Salud Segura (AEISS) han acelerado los trabajos para el proceso de transferencia de las estancias infantiles que gestiona la AEISS hacia el Inaipi, como consecuencia de la aprobación, el pasado 30 de septiembre, de la Ley No. 397-19, mediante la cual se transfiere al Inaipi las 51 estancias infantiles que gestionaba el Instituto Dominicano de Seguros Sociales (IDSS). En este sentido se han designado comisiones de trabajo conjuntas que tienen la misión de organizar los trámites para la transición de manera que se garanticen los servicios de atención integral a los niños y niñas de la primera infancia que, actualmente, son atendidos en las estancias infantiles del IDSS.

El pasado mes de noviembre, con ocasión de la celebración de los 30 años de la Convención sobre los Derechos del Niño, Unicef y Conani publicaron un documento sobre la República Dominicana (UNICEF/CONANI, Noviembre 2019b) en el que se afirmaba:

“Desde 2013, el Estado dominicano implementa el Plan Quisqueya Empieza Contigo, a partir del cual se crea el Instituto Nacional de Atención Integral a la Primera Infancia (Inaipi) en enero de 2015.

 El Inaipi creó una red de centros de atención en todo el país mediante los Centros de Atención Integral a la Primera Infancia (Caipi) y los Centros de Atención Integral a la Infancia y la Familia (CAFI) y ha incorporado a los Centros Infantiles de Atención Integral (Ciani) del Conani a esta red.

Hasta septiembre de 2019 esta red estaba conformada por 639 servicios de atención que atendían a un total de 195,666 niños y niñas hasta los cinco años. La existencia del Inaipi y su red de centros ha incrementado notablemente la cobertura de atención integral a la primera infancia en el país que, a inicios de 2015, era de alrededor de 15,000 niños y niñas atendidos por los Ciani”.

El informe también resalta que:

“El país también ha logrado reducir desde poco menos del 20 % hasta cerca del 5 % la prevalencia de la desnutrición infantil crónica. La desnutrición crónica ocurre cuando los niños de cinco años o menos alcanzan una estatura menor a la esperada como resultado de deficiencias nutricionales.

La desnutrición crónica presentó una caída intensa durante la primera mitad de la década de los noventa, y desde inicios de la década de 2000 los progresos han sido mucho más modestos. A pesar de la desaceleración de la caída, es altamente probable cumplir para 2030 con la meta específica de erradicar la desnutrición infantil crónica incluida en la Meta 2.2 del ODS 2 (poner fin a todas las formas de malnutrición)”.

En junio de 2019, Unicef lanzó una iniciativa para apoyar a padres, madres y cuidadores a dar a sus bebés el mejor comienzo en la vida, a través de acciones tales como una campaña de comunicación, formación a técnicos para trabajar a nivel local con familias y la movilización del Estado y de las empresas para promover el desarrollo de políticas de recursos humanos amigables con la niñez.  Para abordar estos retos las acciones estarán enfocadas principalmente en:

 En marzo de 2019 se celebró en la República Dominicana el Seminario Internacional Inversión en la Infancia en América Latina y el Caribe: una estrategia para acelerar el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). El seminario fue convocado por Unicef y el Gobierno de la República Dominicana, a través del Ministerio de Economía, Planificación y Desarrollo, el Ministerio de Hacienda y la Dirección General de Presupuesto, y tuvo como objetivo facilitar un espacio de reflexión, diálogo  e intercambio, a fin de continuar compartiendo experiencias y herramientas sobre el financiamiento de una mejor inversión en los niños, niñas y adolescentes con los gobiernos de la región, tomadores de decisiones, expertos internacionales y regionales, organizaciones de la sociedad civil, academias, sector privado y otros actores relevantes.

La ponencia magistral fue realizada por el profesor de economía de la Pontificia Universidad Católica del Perú, exministro de Economía y Finanzas de Perú, Lic. Alonso Segura Vasi, quien resaltó que “Si queremos mejorar las condiciones de bienestar de nuestras poblaciones y su capacidad de adaptación a un mundo cada vez más competitivo, como región debemos priorizar no solo la inversión física, sino también aquella en capital humano, y en particular, en la primera infancia, condicionante del resto del ciclo de vida”. Asimismo, Segura Vasi señaló que “No podemos engañarnos. Si no escalamos la inversión en infancia, no saldremos de la trampa de desigualdad de oportunidades y bajo capital humano. Se requiere priorización y mejoras en calidad de gasto, y que las autoridades de hacienda y sectoriales trabajen coordinadamente”[1].

En la nota conceptual preparada para el seminario (UNICEF/MEPyD/DIGEPRES, 2019) se destaca:

“En materia de pobreza monetaria, si bien desde 2000 hasta 2014 la pobreza y la pobreza extrema en América Latina y el Caribe, medidas por ingresos, se redujeron considerablemente,[2] en 2015 y 2016 estas tasas aumentaron hasta llegar al 30,7 % y 10.0 %, respectivamente, determinando que en 2016, 186 millones de personas sean pobres y 61 millones de personas sean pobres extremos.[3] Asimismo, la mejoría que se dio en la distribución del ingreso entre 2008 y 2014 en América Latina se deteriora a partir de 2015,[4] persistiendo altos niveles de concentración del ingreso, que la ubican todavía como la región más desigual del mundo.

Este incremento de la pobreza y la desigualdad tiene rostro de niño y de niña, pues mientras los menores de 15 años constituían el 25 % de la población de América Latina, representaron en cambio el 38 % de la población en situación de pobreza (70.1 millones de niños) y el 42 % de las personas en situación de pobreza extrema (25.6 millones de niños), con una incidencia proporcional mayor entre los pueblos indígenas, la población afrodescendiente y en zonas rurales”.

En el mismo seminario, Ayacx Mercedes (Mercedes, 2019) de la Digepres presentó algunos datos relevantes sobre la inversión pública en niños, niñas y adolescentes en la República Dominicana. El conferencista destacó que la inversión pública en niños, niñas y adolescentes pasó de 2.3 % del PIB en el 2012 al 5.1 % del PIB en el 2016 (27.6 % del gasto público total y 55.8 % del gasto público social), por la incidencia del 4 % del PIB destinado a la Educación. La inversión en educación infantil y atención integral a la primera infancia pasó del 0.12 % en el año 2012 al 0.25 % en el año 2013, estabilizándose en torno al 0.26 % en años sucesivos.En sus reflexiones finales el ponente destacó cuatro puntos:

“1. El 4 % del PIB para la educación ha permitido posicionar a la primera infancia en la agenda pública, y avanzar en la restitución de derechos de la primera infancia. Ej.: Inaipi, Registro Civil.

2. Se está agotando/desacelerando el efecto transformador del golpe de timón del 4 % PIB sobre la primera infancia.  Atención a Meseta del Gasto AIPI.

3. Necesidad de una fiscalidad amigable a la infancia. Pacto Fiscal y Pacto Social dos caras de la moneda. Atención al efecto desplazamiento gasto educativo en RD (28 % ingresos tributarios 2015-2017).

4. Necesidad de mayor calidad del gasto y de un enfoque sinérgico de políticas públicas.  Las políticas de primera infancia se deben complementar con otras políticas sociales y económicas. Ej. Quisqueya Aprende Contigo y Plan Reducción Embarazo Adolescente”.

En el 2018 el presupuesto ejecutado del Inaipi ascendió a 4,161.4 millones de pesos, y para el 2019 el presupuesto propuesto alcanzó los 5,283.9 millones de pesos con la siguiente distribución programática:

 

Tabla 24. Estructura programática aprobada del presupuesto del Inaipi para 2019

Productos. Presupuesto de Primera Infancia (Inaipi)

Presupuesto (Millones RD$)

%

01 - Acciones comunes

1,221.6

23.1%

02 - Niños y niñas de 0 a 2 años con estimulación temprana de 1er. ciclo del nivel inicial.

852.8

16.1%

03.0002 - Niños y niñas de 3-5 años con servicio de educación inicial a través del Programa de Atención Integral A la Primera Infancia.

3,183.6

60.3%

04 - Padres, madres y tutores de niños y niñas menores de 5 años, formados en prácticas de crianza saludable.

25.9

0.5%

Total

5,283.9

100%

(Fuente: Presupuesto 2019).

Ampliar la cobertura de la educación inicial para niños y niñas de 5 años

La estrategia 02.1.2 del PEE 2017-2020 consiste en ampliar la cobertura de la educación inicial para niños y niñas de 5 años. Las acciones asociadas a esta estrategia son incrementar la cantidad de aulas disponibles para los niños y niñas de 5 años, desarrollar campañas de comunicación y movilización social para promover la asistencia a la escuela de los niños y niñas de 5 años, fortalecer la coordinación intrainstitucional para la ampliación de la cobertura y diseñar una política de ampliación progresiva para niños y niñas de 3 y 4 años, para el acceso a la educación inicial. El objetivo es “incrementar la tasa de asistencia de los niños y niñas de 5 años, de un 84.9 % a un 90 %” para el año 2020.

La matrícula de niños y niñas del segundo ciclo de la educación inicial creció de forma constante entre el año escolar 2012-2013 y el 2017-2018, mientras que la población de 3 a 5 años disminuyó ligeramente. De hecho, es el único nivel en el que la matrícula aumentó, frente a una disminución en el nivel primario y un estancamiento en el nivel secundario. Del 2012 al 2017, la matrícula total del segundo ciclo de inicial creció un 11.92 % (un 0.28 % en el sector privado y un 28.60 % en los sectores público y semioficial).

Tabla 25. Matrícula segundo ciclo educación inicial. 2012-2013 a 2017-2018

Matrícula educación inicial (segundo ciclo)

2012/13

2013/14

2014/15

2015/16

2016/17

2017/18

Difer. 2017/

2012

% varia-ción

Sector público

100,987

107,100

113,960

119,324

127,721

135,923

34,936

34.59%

Sector semioficial

8,888

8,813

8,410

7,089

5,957

5,378

-3,510

-39.49%

Sector privado

157,404

162,219

158,638

156,432

163,856

157,848

444

0.28%

Total sectores Público y semioficial

109,875

115,913

122,370

126,413

133,678

141,301

31,426

28.60%

% público / semioficial

41.11%

41.68%

43.55%

44.69%

44.93%

47.23%

6.13%

14.90%

Total todos los sectores

267,279

278,132

281,008

282,845

297,534

299,149

31,870

11.92%

Población 3-5 años 2017

584,097

581,111

580,913

582,352

583,342

581,579

-2,518

-0.43%

(Fuente: Elaboración propia a partir de Anuarios Estadísticos del Minerd).

Un comportamiento similar se observa con las cifras de matrícula del grado preprimario, que tuvo entre el 2012-2013 y el 2017-2018 un crecimiento de un 15.84 % (24.99 % en los sectores público y semioficial, mientras se estancó en el sector privado).

Tabla 26. Matrícula grado preprimario. 2012-2013 a 2016-2017.

Matrícula preprimario

2012/13

2013/14

2014/15

2015/16

2016/17

2017/18

Difer. 2017/

2012

% varia-ción

Sector público

89,378

93,882

100,198

104,180

108,887

113,410

24,032

26.89%

Sector semioficial

3,334

3,296

3,034

3,068

2,653

2,472

-862

-25.85%

Sector privado

55,325

57,858

55,761

53,525

57,560

55,607

282

0.51%

Total sectores público y semioficial

92,712

97,178

103,232

107,248

111,540

115,882

23,170

24.99%

% público / semioficial

62.63%

62.68%

64.93%

66.71%

65.96%

67.57%

4.95%

7.90%

Total todos los sectores

148,037

155,036

158,993

160,773

169,100

171,489

23,452

15.84%

Población de 5 años 2017

196,135

194,223

193,291

192,939

194,630

194,189

-1,946

-0.99%

(Fuente: Elaboración propia a partir de Anuarios Estadísticos del Minerd).

La tasa neta de cobertura educación inicial (población 3 - 5 años) se sitúo en el 2018 en un 50,2 %, algo por debajo de las previsiones del PEE 2017-2020 (51.9 %). Por su parte la tasa neta de cobertura del grado preprimario ascendió a 79,2 %, más de un punto porcentual por encima de lo previsto en el PEE 2017-2020.

La Dirección General de Educación Inicial reportó que está realizando una consultoría para la identificación de estrategias tendentes al logro de la cobertura esperada en el nivel inicial; y de cara a la difusión de una campaña de comunicación sobre el acceso a la escuela que será realizada en el 2020.

Por otra parte, y de acuerdo con la acción 02.1.2.04 (Acordar una política de ampliación progresiva para niños y niñas de 3 y 4 años, para el acceso a la educación inicial) en febrero de 2019 la Dirección General de Educación Inicial (DGEI) presentó la propuesta para el  desarrollo de estrategias y acciones a llevar a cabo en el 2019 tendentes al logro de la cobertura de las niñas y niños del grado  preprimario (5 años) y la inclusión de niños y niñas de 3 y 4 años en los grados prekínder y kínder del nivel inicial en los centros educativos  públicos. Como resultado del trabajo realizado, en el año 2019 se dio apertura a 48 secciones del grado kínder permitiendo el acceso de 1,429 niñas y niños de 4 años de edad al sistema educativo dominicano. Para ello se ha implementado el Protocolo para la Apertura de Secciones del Grado Kínder. Esta estrategia se ha llevado a cabo en los centros con cobertura total de las niñas y niños de 5 años y que cuentan con disponibilidad para escolarizar a los niños de 4.

En diciembre de 2019, el Ideice publicó el informe sobre la Segunda Etapa de Actualización del Estudio Oferta y Demanda del Nivel Inicial en República Dominicana (Domínguez Ruiz, 2019). El informe resalta como los principales retos de la educación inicial:

“1- Universalización de la cobertura del grado preprimario (…)

2- Garantizar espacios seguros para niños de 5 años: La población que asiste a la educación inicial es la más vulnerable de la que asiste a la escuela. Los padres entrevistados en la encuesta a hogares para los fines de este estudio demostraron que los tutores de los estudiantes que no asisten sienten preocupación en torno a que los espacios sean seguros. En la encuesta a los centros, más de un 50% de los centros visitados tenían situaciones riesgosas al alcance de los niños.

3. Registro civil e inscripción tardía: Una de las razones por la que los padres no envían a sus hijos a la escuela, aun cuando tienen disponible la oferta de educación inicial es porque todavía no están declarados en el registro civil y, por ende, no tienen acta de nacimiento (…)

4. Gestión de recursos del Nivel Inicial: La ambientación de los espacios es parte fundamental del proceso de enseñanza para el nivel inicial. Para que se garantice que los docentes tengan el material didáctico que necesiten, los mismos deben contar con el apoyo de las autoridades del centro en el que se desenvuelven (…)

5. Profesionalización docente e ingreso basado en competencias (…)

6. Servicios de vulnerabilidad estudiantil diferenciados: (…) Los estudiantes de nivel inicial reciben el mismo desayuno o almuerzo que el resto del cuerpo estudiantil sin tomar en cuenta la etapa de desarrollo en la que se encuentran los niños. Esta situación se minimiza en el caso de los centros que se encuentran en la modalidad de desayuno PAE REAL y aquellos centros que cocinan en el centro.

7. Inclusión: Un reto importante para el sistema educativo nacional es mejorar su capacidad para recibir estudiantes discapacitados y con habilidades especiales. En la encuesta a hogares realizada para los fines de este estudio, el 50 % de los niños con discapacidades que tienen escuelas públicas en su comunidad no asisten a la escuela. Muchos padres entienden que el hecho de que sus hijos sean autistas o tengan problemas psicomotores les imposibilitan para ser educados”.

El informe señala como factores asociados a la asistencia al nivel inicial que:

“Cuando los tutores de los niños tienen un empleo, estos tienen 57 % más de oportunidades de asistir al nivel inicial que aquellos cuyo tutor permanece en casa. (…) Los niños que viven en una zona rural asisten 40 % menos a la escuela que aquellos que viven en zonas urbanas. Similarmente, si el estudiante vive en una zona donde no hay escuelas con nivel inicial, tiene 2.3 menos oportunidad de no asistir a la escuela en esta etapa. Los niños cuyos tutores consideran que el camino a la escuela es peligroso asisten menos (2 veces menos) que aquellos para los cuales esto no representa una preocupación”.

El autor del informe concluye recomendando la sensibilización de los padres hacia la educación inicial:

“Si bien es cierto que pareciera que existe cierto consenso sobre la importancia de la educación inicial en el país, muchas familias demuestran con sus decisiones que no es cierto. Las/os niñas y niños cuyos tutores tienen menor nivel educativo, asisten menos a la escuela. Los niños de padres que valoran menos la educación inicial asisten menos a la escuela. A pesar de que se han hecho avances importantes involucrando a las docentes de educación inicial con la comunidad y el proceso de inserción, la decisión final de enviar o no a sus hijos a la escuela es de los padres. Para que estos decidan hacer el esfuerzo de enviar a sus hijas e hijos es importante que entiendan que la educación inicial es crucial para el desarrollo de los mismos”.

En el artículo “Una aproximación a los retornos en logros educativos de los años de educación inicial usando los datos de PISA 2015 para República Dominicana” publicado en la Revista de Investigación y Evaluación Educativa (Cruz & Morales, 2019), se utilizaron los datos de PISA 2015 de República Dominicana para medir la relación entre los años de educación inicial y los logros educativos tomando en cuenta otras variables de contexto de los estudiantes. El estudio comprueba que aquellos estudiantes que entraron con un año o menos a la educación inicial obtienen casi 75 puntos más en matemáticas que los que entraron con 6 años o más al sistema educativo. Diferencias parecidas también se verifican para comprensión lectora y ciencias.

Igualmente, los resultados de la investigación revelan que los estudiantes que completaron un año de educación inicial puntúan hasta 30 puntos más en lectura que los estudiantes que no completaron. Este hallazgo coincide con otras investigaciones que han demostrado que los estudiantes que cursan en la educación inicial por al menos un año más obtienen mejores resultados en la prueba. Otras investigaciones en América Latina han demostrado que la educación preescolar tiende a reducir las tasas de abandono escolar, aumentar la asistencia a clase y aumentar la puntuación de los exámenes.

Calidad y mejora continua de los servicios de Atención Integral a la Primera Infancia y de Educación Inicial

La estrategia 02.1.3 del Plan Estratégico de Educación contempla una batería de acciones encaminadas a la mejora de la calidad de los servicios de Atención Integral a la Primera Infancia y de Educación Inicial, que incluyen formación inicial y continua de los docentes, dotación de recursos didácticos y tecnológicos y el establecimiento y seguimiento de estándares de calidad.

Formación inicial y continua y acompañamiento pedagógico

Tanto el Inaipi como la Dirección General de Educación Inicial reportan varias acciones encaminadas a la formación del personal.

El Inaipi, además de las acciones de formación inicial y continua que lleva a cabo con Inafocam e Infotep, anunció en marzo del 2019 el inicio de la segunda edición del diplomado “Atención Integral a la Primera Infancia”. Este diplomado está a cargo de la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI), la Universidad Iberoamericana (Unibe) y la Universidad Católica Santo Domingo (UCSD). El mismo forma parte de la implementación del programa de formación continua que lleva a cabo el Inaipi para dotar a sus colaboradores de una mejora continua y de esta forma reforzar la calidad de los servicios que ofrecen a niños y niñas. Este grupo de colaboradores y colaboradoras lo conforman coordinadoras educativas, agentes educativas y técnicos nacionales, regionales y provinciales. En el diplomado, que finalizó en octubre, se graduaron 984 colaboradores del Instituto Nacional de Atención Integral a la Primera Infancia que trabajan en los Caipi.

En el 2019, un total de 9,389 personas del nivel inicial de los sectores público, semioficial y privado participaron de las jornadas de formación continua y actualización profesional realizadas en mayo, agosto, septiembre y noviembre en las 18 regionales educativas y sus respectivos distritos. De estas personas, 6,293 son docentes y técnicos del nivel inicial del sector público (6,037 docentes y 256 técnicos); 3,004 son coordinadores y docentes del nivel inicial de centros educativos privados y técnicos regionales de la Dirección de Acreditación de Centros Educativos y 92 técnicos de las prestadoras de servicios a la primera infancia.

En el mes de diciembre 84 personas finalizaron el curso de formación intensivo para equipos técnicos de los ministerios y sociedad civil sobre políticas educativas para la primera infancia de República Dominicana, organizado por el Inafocam y desarrollado por el Instituto Internacional de Planeamiento de la Educación de la Unesco, IIPE- Unesco. Dentro de las personas participantes se encuentran directivos y técnicas/os de la DGEI, de las prestadoras de servicios a la primera infancia e instituciones formativas.

La jornada de formación continua de este año consistió en la realización del “taller de iniciación a la lectura y escritura en el nivel inicial”. En estas jornadas formativas se profundizó en las actividades para la iniciación de la lectura y escritura para la mejora de los aprendizajes de los niños en el nivel inicial desde el enfoque funcional, comunicativo y textual para la mejora de los aprendizajes de estos.

La Estrategia de Acompañamiento Pedagógico de la DGEI forma parte de las estrategias de formación continua que se implementan para fortalecer el rol y el desempeño del equipo técnico nacional, regional y distrital del Nivel Inicial, desarrollando competencias para el acompañamiento a las docentes de este nivel desde los roles que desempeña cada actor del sistema educativo.

Para fortalecer esta estrategia, en el primer semestre del año 2019, 83 técnicos regionales y de distrito y coordinadoras de Centros Modelo de Educación Inicial (CMEI) participaron y concluyeron el diplomado de Acompañamiento Pedagógico para el Nivel Inicial. El diplomado se llevó a cabo en coordinación con el Inafocam y a través de la Universidad Intec. La formación se enfocó en fortalecer las competencias técnicas de los equipos nacional, regional y distrital para el acompañamiento a la formación continua a nivel nacional.

A lo largo del año, 256 personas del equipo técnico del Nivel Inicial (21 técnicos nacionales, 25 asesoras regionales, 168 técnicos distritales, 21 coordinadoras CMEI y 21 encargadas CRECE) implementaron la Estrategia de Acompañamiento Pedagógico. Esta consiste en el desarrollo de dos vertientes; la primera, el acompañamiento pedagógico que ofrece la técnica distrital a la docente de manera continua; y la segunda, el acompañamiento colaborativo que involucra a todo el equipo técnico del Nivel Inicial, a directores y coordinadores pedagógicos de los centros educativos.

Paralelamente, se está trabajando en la estrategia de desarrollo de comunidades de práctica en los CMEI. Ciento cuarenta y siete personas del nivel inicial participaron en la primera etapa de capacitación y sensibilización para la creación de comunidades de práctica realizada por la DGEI y la organización Inicia Educación del 11 al 26 de junio de 2019 en Santo Domingo. Dentro de los participantes se encontraban el equipo directivo, el equipo técnico, regional y distrital del nivel inicial, coordinadoras y docentes CMEI y encargadas Crece. La segunda etapa de capacitación y sensibilización tuvo lugar en el mes de noviembre.

En el mes de agosto de 2019 se realizó el lanzamiento del programa para el fortalecimiento de los CMEI, programa que se desarrolla en alianza con Inicia Educación. Esta actividad se realizó en las 18 regionales educativas y los 21 Centros Modelo de Educación Inicial, CMEI. La misma contó con la participación de los niños, las niñas, las familias, las docentes y todos los actores vinculados al CMEI, el distrito y la regional.

Este programa tiene como propósito implementar un modelo de gestión educativa que funcione bajo estándares de calidad definidos que garanticen la adecuada implementación del currículo dominicano, el logro de las competencias para los niños y niñas de 4 y 5 años de edad, así como el aumento de la cobertura en el nivel inicial.

En el marco de la implementación del proyecto sobre Buenas Prácticas en el Nivel Inicial, desarrollado con el apoyo técnico de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI), en marzo fueron lanzadas las bases de selección de las experiencias destacables del Proyecto de Buenas Prácticas. Dichas bases fueron presentadas a los 128 técnicos nacionales, regionales, y de distrito, y a las coordinadoras CMEI y encargadas Crece del nivel inicial que estarán trabajando en esta iniciativa. Las bases consistieron en los criterios, categorías de las propuestas y el cronograma de acciones para su desarrollo. El 15 de octubre el Ministerio de Educación, a través de su Dirección de Educación Inicial y en colaboración con OEI, realizó el 3er. Seminario de Buenas Prácticas de Educación Inicial, en el que se identificaron prácticas que pueden servir como referentes para impulsar experiencias innovadoras, creativas y colaborativas en los aprendizajes.

El 12 de septiembre 2019 se realizó el seminario internacional sobre la calidad de la educación inicial, en coordinación con Inicia Educación, donde participaron distintos actores del sistema educativo (directores, generales, regionales, distritales, técnicos nacionales, regionales y coordinadores de los CMEI y encargadas Crece, técnicos y especialistas de instituciones privadas y prestadoras de servicios) especialistas internacionales. 

Por último, también con el apoyo de Inicia Educación, el pasado 5 de septiembre de 2019 comenzó a impartirse el primer Módulo del Diplomado de Liderazgo y Gestión para desarrollar las competencias necesarias de los equipos de gestión de los centros educativos. El diplomado, que tendrá una salida con especialización en gestión de los CMEI, está siendo impartido por el Centro de Investigación en Liderazgo y Gestión Educativa (Cilge) de Barna Bussiness School.

Mobiliario y recursos didácticos

El Inaipi reporta la compra y recepción regular de los de recursos didácticos y equipamientos para el funcionamiento de sus servicios.

La DGEI informó que se realizó durante todo el año los monitoreos a la ambientación, disponibilidad y uso de mobiliarios, materiales didácticos y gastables de las aulas de educación inicial. A través de este proceso se identificaron los recursos existentes en los almacenes y las necesidades de las aulas, a fin de llevar a cabo los procesos de adquisición y dotación. Durante el monitoreo se dialogó y estableció acuerdos con las autoridades distritales y de los centros educativos sobre la importancia de la adquisición de los materiales didácticos para las actividades de las niñas y niños.

En la formación continua se presentó un croquis de la organización de las aulas, a los fines de asegurar que los espacios, mobiliarios y recursos sean distribuidos de manera que favorezcan un ambiente para potenciar los aprendizajes, tomando en cuenta las características de los niños y las niñas. En el último trimestre del año 2019 se realizó un monitoreo a la ambientación, donde se continuó orientando a las docentes y los técnicos sobre la implementación de este croquis. 

En el 2019, 189 aulas del nivel inicial fueron dotadas de mobiliarios tales como sillas, mesas redondas, mesas de herradura, teatrines armarios y estantes. También, 218 aulas recibieron set de material gastable con 19 diferentes tipos de insumos para que las niñas y niños desarrollen las actividades pedagógicas contempladas en el currículo del nivel inicial.

Gestión de la calidad 

El Inaipi anunció la puesta en marcha de oficinas regionales en cuatro de las cinco regiones de planificación definidas (Pazzis, 2019). Las oficinas regionales representan el espacio institucional, que tiene la responsabilidad de la representación del Inaipi a nivel regional, aproximando la solución a necesidades identificadas que se relacionan con el buen funcionamiento de los centros Caipi y CAFI que operan en forma articulada en redes de servicios. Las principales funciones de las oficinas regionales son:

  • Planificar, organizar y controlar la gestión de los distintos procesos comprendidos en la oficina regional.
  • Colaborar y apoyar en la implementación de las estrategias de comunicación, posicionamiento y de articulación institucional con entidades sociales, comunitarias y autoridades locales de la región. Colaborar y dar apoyo en la gestión de los procesos del recurso humano, de capacitación y formación del personal, logística de actividades y celebraciones, protocolo de transición de los niños y niñas al Minerd.
  • Asegurar por el cumplimiento de las normas, principios y procedimientos técnicos que permitan registrar todas las informaciones contables de la entidad.
  • Dar seguimiento a solicitudes, reclamos por servicio, suministros, mantenimiento y reparaciones, así como a los reportes y planes de mejora surgidos de las inspecciones en las instalaciones de la oficina regional y los centros de servicios, para detectar oportunidades.
  • Contribuir con el Sistema de Planificación, Monitoreo, Seguimiento y Evaluación Institucional.

Por otra parte, en el mes de febrero el Ministerio de Administración Pública (MAP) y el Inaipi firmaron un convenio para lograr que esta última institución pueda implementar un plan de mejora para su fortalecimiento institucional, con el fin de mejorar la calidad de los servicios que ofrece a la ciudadanía y lograr transparentar y optimizar su gestión.

El Inaipi anunció este año la creación de la División de Evaluación del Desarrollo Infantil. Entre sus cometidos la División está la creación, ejecución e implementación de un sistema de medición del desarrollo infantil para lo cual aunó esfuerzos con Unicef y Unibe con objeto de crear un sistema estandarizado de alcance país de medición del desarrollo Infantil.

A partir de la comparación de varios instrumentos de evaluación estandarizados nacionales e internacionales del desarrollo infantil, la División elaboró un instrumento propio que cuenta con 136 ítems para evaluar: motricidad fina, motricidad gruesa, desarrollo del lenguaje y desarrollo socioemocional. Según el artículo Avances en el Sistema de Evaluación del Desarrollo Infantil del Inaipi, publicado en el nº 15 de la revista Pasitos (Pellerano, 2019):

“Será un sistema único de evaluación para las redes de Servicios del Inaipi. Gracias a este sistema se podrán evaluar los niños y niñas desde 45 días a 5 años, en una plataforma digital elaborada por TIC utilizando dispositivos electrónicos, los datos estarán registrados y generarán alertas desde su recogida por los animadores o agentes educativas, los cuales contarán con una formación previa tanto de la plataforma como del uso de los Kits de evaluación estandarizados de materiales y recursos, así como también videos instructivos con orientaciones, los que aseguran una aplicación con estándares de calidad a largo plazo.

Por otro lado, este Sistema de Evaluación del Desarrollo Infantil nos permitirá la recogida de datos a nivel nacional del impacto de las acciones del Inaipi y la gran inversión que se está realizando en la primera infancia dominicana”.

La Dirección General de Educación Inicial trabajó durante el año 2019, en colaboración con Inicia Educación, en la elaboración de estándares de calidad del nivel inicial.  A lo largo del proceso de diseño, se realizaron tres rondas de consultas a los siguientes grupos por separado:

  • Personal de los Centros Modelo de Educación Inicial.
  • Especialistas del Nivel Inicial y personal Minerd.
  • Equipo técnico nacional de la Dirección General de Educación Inicial.

Tras el proceso de consulta, se cuenta ya con estándares de calidad definidos, así como con los instrumentos de verificación de logro de los mismos.

Impulsar la formación, participación y seguimiento de las familias en las redes de servicios del Inaipi y en los centros educativos

La estrategia 02.1.4 del PEE 2017-2020 consiste en impulsar la formación, participación y seguimiento de las familias en las redes de servicios del Inaipi y en los centros educativos. Las acciones previstas incluyen: implementar estrategias de sensibilización y formación a familias y fortalecer los espacios de participación y seguimiento de las familias y la comunidad en las redes de servicios.

El Inaipi, desde el Programa de Base Familiar y Comunitaria realiza en las comunidades sesiones formativas que buscan fortalecer las prácticas de crianza en los padres, madres y tutores. En el número 11 del boletín Pasitos del Inaipi, la directora de Gestión de Centros y Redes de Servicios (Olivo, 2019) explica el contenido del programa:

“El Programa Base Familiar y Comunitario (PBFC) es un programa dentro del Inaipi, cuyo eje central es acompañar a las familias en su rol como primeras educadoras de sus hijos e hijas. Plantea el fortalecimiento de las buenas prácticas de crianza y la implementación de estrategias que les permiten potenciar más efectivamente las dimensiones del desarrollo de los niños y niñas a su cargo.

A través de este programa se ofrecen servicios de atención integral en los territorios priorizados dirigidos a familias con niños y niñas de cero a cinco años. Todos los niños y las niñas que participan del programa y sus familias reciben los siguientes servicios: seguimiento a la gestación y parto saludable, seguimiento al crecimiento y desarrollo de los niños y niñas, promoción de la lactancia materna exclusiva, educación en salud, nutrición, inscripción en el registro civil, estimulación temprana, educación inicial, acompañamiento en los hogares, detección oportuna de necesidades especiales en los ámbitos educativos, sociales y de protección, detección y atención a la discapacidad, formación y acompañamiento a las familias, información, sensibilización, movilización comunitaria, en coordinación con otras entidades públicas.

La atención integral del programa se implementa a través de las siguientes estrategias: estimulación temprana a niños y niñas de 0 a 2 años y sus familias, educación inicial a niños y niñas de 3 y 5 años, acompañamiento y atención en hogares a niños y niñas de 0-5 años y sus familias, fortalecimiento de las prácticas de crianza, acompañamiento de padrinos y madrinas a niños, niñas de 0-1 año y gestantes de alto riesgo y articulación en red para la garantía de servicios públicos (articulación con las UNAP y hospitales locales, oficinas de registro civil y programas sociales de gobierno)”.

De acuerdo con las estadísticas del Inaipi, hasta diciembre del 2019 se habían realizado 31,546 talleres de formación a familias para el fortalecimiento de las prácticas de crianza saludable, cuenta con 523 Comités de Padres, Madres y Tutores en igual número de servicios a nivel nacional y han sido conformados los Comités de Participación y Seguimiento en 75 redes de servicios. Estos son espacios que procuran la articulación y participación de las organizaciones sociales de base, dentro del perímetro de cada red de servicios, desde donde se incentiva el diálogo activo sobre la atención integral a la primera infancia, la promoción de los valores y las buenas prácticas de crianza al interior de la familia y de la comunidad.

Consolidar los espacios y mecanismos de articulación intersectorial previstos en la Política de Primera Infancia a nivel nacional y local en los territorios priorizados.

La estrategia 02.1.5 del PEE 2017-2020 contempla consolidar los espacios y mecanismos de articulación intersectorial previstos en la Política de Primera Infancia a nivel nacional y local en los territorios priorizados. Las acciones previstas son: fortalecer la Comisión Presidencial de la Primera Infancia como espacio de coordinación de la política; impulsar la aprobación del anteproyecto de ley que ordena el Sistema Institucional de Atención a la Primera Infancia; y contribuir al fortalecimiento de los Directorios Municipales (Conani) para la protección de derechos de los niños y niñas en los territorios priorizados.

Para mejorar el registro oportuno de niños y niñas, la estrategia prevé: fortalecer los mecanismos de articulación con la Junta Central Electoral, Servicio Nacional de Salud y Ministerio de Salud Pública para el aumento del registro oportuno, en hospitales; y fortalecer los mecanismos de articulación con la Junta Central Electoral, para garantizar el registro de nacimiento de los niños y niñas en las redes de servicios.

Para la prevención del abuso y la violencia y mejora de la salud de niños y niñas, la estrategia contempla las siguientes acciones: fortalecer la coordinación nacional interinstitucional para la aplicación de las políticas de prevención y atención a la violencia y abuso infantil en niños y niñas de 0 a 5 años; implementar el seguimiento al registro de salud y nutrición de los niños y niñas de las redes de servicios de Atención a la Primera Infancia; y gestionar la afiliación de 100,000 niños y niñas en el Seguro Familiar de Salud.

Para la integración e inclusión de niños y niñas se prevé: apoyar el diseño e implementación de la hoja de ruta de detección, prevención y atención de niños y niñas menores de cinco años con discapacidad; asegurar la inclusión de niños y niñas con discapacidad en igualdad de oportunidades en las redes de servicios del Inaipi; y ofrecer los apoyos necesarios para garantizar la inclusión y la permanencia de los niños y niñas con necesidades específicas de apoyo educativo en el nivel inicial.

Finalmente, la estrategia contempla: impulsar y asegurar la transversalización del enfoque de género en la Política de Atención Integral a la Primera Infancia y en los servicios y estrategias de atención de Inaipi y del Nivel Inicial; certificar los cuidadores de niños y niñas de 0 a 5 años en articulación con el Infotep; y diseñar el plan nacional de estadística de la primera infancia en coordinación con la ONE y las diversas entidades del sistema de primera infancia.

Fortalecer la Comisión Presidencial de la Primera Infancia

La Dirección General de Programas Especiales de la Presidencia, durante el año 2019, impulsó el establecimiento de acuerdos para acelerar los compromisos de las instituciones que forman parte de la Comisión Presidencial de la Primera Infancia. En este sentido, y en coordinación con OPS/OMS y Unicef, se acordó implementar el Marco de Acción del Cuidado Cariñoso y Sensible, estrategia compatible con el modelo de atención integral a la primera infancia que impulsa el país, desde el año 2013. El Marco de Acción del Cuidado Cariñoso y Sensible se implementa como piloto en 3 municipios priorizados: Azua, Barahona y Los Alcarrizos.

También se elaboró nuevo modelo de atención integral Madres Comunitarias, se confeccionó y se están implementando los instrumentos de recolección de información sobre las modalidades de atención a niños menores de 5 años existentes en zonas periféricas a la Ciudad Juan Bosh.

Ley que ordena el Sistema Institucional de Atención a la Primera Infancia

En febrero de 2019 la Digepep remitió al Ministerio de la Presidencia la versión final del anteproyecto de ley de ordenamiento y coordinación intersectorial para la atención y el desarrollo integral de la primera infancia, para que este lo someta en la actual legislatura del Congreso.

Contribuir al fortalecimiento de los directorios municipales para protección de derechos de los niños y niñas

Según informó la Digepep, la estrategia se lleva a cabo conjuntamente entre esta, Conani e Inaipi con el objetivo de fortalecer 20 directorios municipales de 25 territorios priorizados. Este proceso se desarrolla de manera participativa tanto con los directorios del Conani como con las instituciones del Estado y de la sociedad civil; compartiendo una agenda común a partir de un levantamiento general sobre el estado de situación de la primera infancia en cada municipio seleccionado.

Entre los principales resultados a 2019, en el marco de esta intervención territorial está la firma del pacto con 27 alcaldías sobre compromisos con la política de la Primera Infancia, la incorporación de las organizaciones sociales e instituciones que trabajan con la Primera Infancia en el proceso de articulación y participación social.

De acuerdo con la información publicada por el Inaipi (Inaipi, 2019), y dentro de la celebración del segundo seminario internacional “Primera infancia, gobiernos locales y gestión territorial”, el Inaipi firmó el “Manifiesto de compromiso con la primera infancia”. El Manifiesto también fue firmado por los representantes del Minerd, Ministerio de Salud Pública, Digepep, Conani, Procuraduría General de la República, Conadis, Liga Municipal Dominicana, Federación Dominicana de Municipios (Fedomu), Federación Dominicana de Distritos Municipales (Fedodim), Asociación Dominicana de Regidores (Asodore) y Asociación Dominicana de Vocales de los Distritos Municipales (Adova).

En ese manifiesto se comprometen, entre otras cosas:

  • Gestionar ante las autoridades competentes, para que, al anteproyecto de ley orgánica de la organización de los gobiernos locales del país, de forma expresa, se le incluyan aspectos destinados a la implementación de la política de inclusión social y protección de la Primera Infancia como competencias de los Gobiernos Locales.
  • Consolidar e incrementar la positiva articulación entre las instituciones gubernamentales, municipales y organizaciones de la sociedad civil responsables a los fines de garantizar una efectiva implementación de la política de inclusión social de la Primera Infancia.
  • Impulsar el diseño e implementación de una agenda municipal de desarrollo infantil que contribuya a la sostenibilidad de la política pública de inclusión social de la Primera Infancia a nivel territorial, con la vinculación y compromiso de los gobiernos locales y los actores comunitarios vinculados a la Atención Integral de la Primera Infancia.
  • Promover la creación e instalación de “Sala Amiga de la Familia Lactante” en la sede de los gobiernos locales y las demás instituciones públicas y privadas que operan en el municipio.

Fomentar el registro de nacimiento

En agosto de 2017 se firmó en el Palacio Nacional un acuerdo entre Digepep, Junta Central Electoral, Servicio Nacional de Salud, Ministerio de Salud Pública y Unicef para favorecer a la población beneficiaria de los planes de Quisqueya Sin Miseria con el registro civil universal. Dentro de este marco se logró implementar la estrategia de registro de nacimiento oportuno en 21 hospitales priorizados donde se registran el 70 % de los partos a nivel nacional. El proyecto busca aumentar el promedio de registros oportunos en estos hospitales, del 41 % inicial a 90 % a final de 2018 y a 95 % al finalizar el 2020.

De acuerdo con los últimos datos disponibles, el promedio de cobertura de registro de nacimiento en los 21 hospitales priorizados ascendió a 84 % en septiembre de 2019. El Hospital Padre Fantino en Monte Cristi se sumó a los ya intervenidos, para un total de 22 centros hospitalarios intervenidos.

Por otra parte, el número de niños menores de cinco años sin acta de nacimiento descendió a un 9 %, desde un 16.5 % en el año 2012, de acuerdo con datos de ENHOGAR.

Seguro familiar de salud

El Servicio Nacional de Salud y el Instituto Nacional de Atención Integral a la Primera Infancia firmaron un acuerdo que permitirá implementar de forma conjunta la provisión de servicios de salud y atención a la primera infancia, a fin de garantizar la atención integral con calidad a niños menores de cinco años y gestantes con la participación y corresponsabilidad de las familias y las comunidades. El acuerdo espera conseguir la afiliación de otros 100 mil niños y niñas de cero a cinco años y sus familiares en el Régimen Subsidiado que maneja esa ARS.

El Minerd reportó que, como parte del citado convenio, están afiliadas 82,389 personas al Seguro Familiar de Salud en el régimen subsidiado. De estos, 28,530 son dependientes y 53,859 son titulares.

Inclusión de niños y niñas con necesidades específicas

Tanto el Inaipi como la Dirección General de Educación Inicial informaron sobre avances en la inclusión de niños y niñas con necesidades específicas de atención educativa.

En el número 11 del boletín Pasitos, Sara Cuervo dedica un artículo a la “Inclusión con calidad en los servicios del Inaipi” (Cuervo, 2019). La autora señala que “Nuestras agentes de salud emocional, agentes de salud y nutrición, agentes educativas y animadoras realizan la identificación de señales de alerta o condición de discapacidad de niños y niñas desde 45 días de nacidos a 5 años para su posterior referimiento al centro que pueda ofrecer atención terapéutica necesaria. Nuestro equipo multidisciplinario da seguimiento en sus procesos de tratamiento y su sano crecimiento cognitivo y emocional tanto en los Centros de Atención Integral a la Primera Infancia- Caipi- como en los centros del Programa de Base Familiar y Comunitaria- CAFI”.  Por otra parte, destaca que, de acuerdo con el protocolo de transición Inaipi-Minerd, se llevan a cabo acciones específicas para la transición de los niños y niñas con alguna condición de discapacidad al grado preprimario. Estas acciones incluyen, en coordinación con los Centros de Atención a la Discapacidad -CAD- del Minerd, la selección de la escuela, sensibilización y capacitación en estrategias de atención a la diversidad dirigidos al equipo administrativo, docentes, familias y estudiantes.

El Minerd reportó que en el 2019 se socializó la guía para la educación inclusiva y la atención a la diversidad en el nivel inicial, la cual se encuentra en su fase final de elaboración.

Sistema Nacional de Estadísticas de Primera Infancia

Digepep firmó un acuerdo con la Oficina Nacional de Estadística (ONE) para integrar el compromiso de la implementación del Sistema Nacional de Estadísticas de Primera Infancia (Sinepi). Durante el año 2019 se avanzó en la revisión final de los 39 indicadores seleccionados que alimentarán al sistema en su primera fase y que ha de pilotarse en el 2020; se concluyó el diseño de un software por medio del cual operará el sistema; y fue diseñada una página web sobre la cual se mostrarán las informaciones suministradas por las distintas instituciones a través de los indicadores que cada una reportará.

 Fortalecer la gestión institucional del Nivel Inicial

La última estrategia de la meta 2 del PEE 2017-2020 está enfocada en el fortalecimiento institucional del nivel inicial. Las acciones previstas en la estrategia son: fortalecer la estructura organizativa nacional, regional y distrital del nivel inicial; aplicar el currículo del nivel inicial en los centros, programas y servicios de los sectores público y privado; revisar y completar los protocolos técnicos para el acceso, permanencia y egreso de los niños y niñas de 4 y 5 años; fortalecer la articulación del nivel inicial con el nivel primario; coordinar el proceso técnico de acreditación de los grados del nivel inicial con la Dirección de Colegios Privados; apoyar a la Dirección de Orientación y Psicología en la aplicación de la hoja de ruta para la prevención y la eliminación de la violencia contra los niños y niñas y sobre las normas de convivencia; articular con la Dirección de Participación Comunitaria el funcionamiento de los comités de padres y madres; coordinar con la Dirección de Educación Especial la atención a la diversidad y la estrategia de diseño universal para el aprendizaje; coordinar con el Inaipi y la Digepep la implementación de la política de Atención Integral a la Primera Infancia; e implementar los acuerdos de las alianzas público-privadas relacionados con el fortalecimiento del nivel inicial.

La Dirección General de Educación Inicial puso en marcha distintos procesos para fortalecer la gestión institucional del nivel inicial, dentro de los que se encuentran: redefinición y fortalecimiento de la estructura orgánica de la DGEI; organización de procedimientos de planificación, monitoreo y evaluación de procesos y actividades mediante la elaboración de tableros de control, lineamientos, protocolos, procesos y procedimientos; reuniones mensuales de planificación, evaluación, capacitación y de información con el equipo técnico nacional, regional y una técnica distrital en representación de las demás.

En el primer semestre de 2019 se aprobó la propuesta final de trabajo de los grupos de enlace que acompañan a las regionales y distritos educativos. En los encuentros de enlace los 16 técnicos nacionales y los 193 técnicos regionales y distritales del nivel inicial de las 18 regionales educativas se reúnen para abordar las prioridades del nivel inicial, se toman acuerdos y se procede a articular, coordinar y dar seguimiento a las acciones e implementación de las actividades del nivel. Además, se abordan informaciones generales del Minerd; planificación, monitoreo y evaluación de la gestión y la formación continua; presentación del informe anterior y el plan de acompañamiento del mes siguiente; socialización de aspectos de cobertura y aspectos relacionados a personal, infraestructura, equipamiento y materiales.

En cuanto a la gestión curricular, la Dirección de Educación Inicial mantiene en marcha la revisión del currículo del nivel inicial, el diseño de la guía de orientaciones curriculares para el nivel inicial, la actualización de la estrategia de grupos pedagógicos, los talleres curriculares para la Jornada Escolar Extendida, y la sistematización de la formación continua.

En el segundo trimestre, la Dirección General de Educación Inicial realizó la validación de la propuesta de monitoreo curricular en una muestra de centros educativos. El objetivo es diseñar y establecer un proceso que permita monitorear y regular la implementación del currículo del nivel inicial en los centros educativos públicos, de manera que evidencie cómo están aprendiendo los niños y niñas, cuáles competencias, indicadores y contenidos se están favoreciendo para lograr aprendizajes significativos.

En los primeros meses del 2019, y de cara al aumento de la cobertura en el nivel, se continuó con el desarrollo de estrategias y acciones tendentes a la universalización del grado preprimario y la inclusión progresiva de los niños y las niñas de 3 y 4 años en los grados prekínder y kínder en los centros educativos públicos. Y en el segundo semestre de 2019 se llevaron a cabo procesos de apertura de secciones de kínder en las regionales de Azua, Baní, Puerto Plata, Santiago, La Vega y Montecristi.

La Dirección General de Educación Inicial ha continuado las acciones de coordinación con la Dirección de Acreditación de Centros Educativos (DACE). En este año se están llevando a cabo diversas actividades para regular la acreditación de los centros educativos privados. Se han elaborado los términos de referencia para la contratación de un especialista que defina el protocolo de apertura y habilitación de centros educativos privados del nivel inicial.

Por último, en el 2019 se finalizó la guía para la educación inclusiva y la atención a la diversidad en el nivel inicial. Se realizó también la capacitación dirigida al equipo nacional de la DGEI y al equipo regional de los Centros de Atención a la Diversidad, CAD.






Última actualización: Abril de 2021